Tour de France

Tour de Francia 3ª: Peter Sagan cumple los pronósticos y gana; Porte y Contador se dejan ver

El gran favorito, Peter Sagan (Bora-Hansgrohe), por poquito, se ha impuesto en la tercera etapa del Tour de Francia, Verviers – Longwy, 212,5 kilómetros, que finalizaba en una cuesta de tercera categoría de 1,6 kilómetros que ha enfilado al pelotón y a sus jefes de fila. Richie Porte ha atacado dentro del último kilómetro y ha sido seguido por Contador, pero la fila no se ha roto y los favoritos han entrado juntos en meta. Geraint Thomas (Sky) sigue siendo el líder de la carrera y Froome ya es segundo porque se ha caído a 15 de meta y ha tenido que pelear para entrar en el grupo principal, lo que le ha costado algo de tiempo.

En la fuga del día se han metido, casi de salida, seis corredores: Adam Hansen (Lotto-Soudal), Nils Politt (Katusha), Romain Sicard (Direct Energie), Nathan Brown (Cannondale), Romain Hardy (Fortuneo) y Frederik Backaert (Wanty).

Han estado siempre controlados por un pelotón en el que tiraba Sky ayudado por los equipos que tenían interés en la subida final como el Bora – Hansgrohe de Peter Sagan.

A poco menos de 50 para meta la tranquilidad en el grupo cabecero y se han producido escaramuzas. A falta de 35 kilómetros para la meta Romain Hardy (Fortuneo), Pierre-Luc Périchon (Fortuneo) Lilian Calmejane (Direct Energie)  Thomas De Gendt (Lotto-Soudal) se mantenían  escapados a 1' 45" del pelotón.

Cuando quedaban 21 kilómetros, sólo quedaba en cabeza Lilian Calmejane, que dejó a los otrs tres en un repecho no puntuable. Tenía sólo 55 segundos y del pelotón tiraba el Sunweb con el Sky a rueda y el BMC cerca en la cabeza.

A 15 km la diferencia era solo ya de 28 segundos. En el pelotón había nervios porque todos los equipos quería coger la cabeza para meter a sus líderes, de la general y para ganar la etapa. Todos sabían que la entrada a la última subida iba a ser complicada y estrecha.

A Calmejane se lo ha tragado el pelotón a falta de 10. A partir de ahí no ha habido un momento de calma y en la subida final BMC ha entrado dominando y casi ha acabado haciendo lo mismo con Porte y Van Avermaet, pero Sagan ha sido nuevamente mejor, pese a que se le ha salido el pedal a falta de 300 metros.